Una buena lectura para verano

El domingo, aprovechando un viaje en tren, me leí prácticamente de un tirón una novela que había comprado en la pasada Feria del Libro madrileña, El lejano país de los estanques, que me firmó el propio autor.



Conocí -supongo que como otras muchas personas- a Rubén Bevilacqua y Virginia Chamorro, la pareja de investigadores creada por Lorenzo Silva, con El alquimista impaciente, Premio Nadal del año 2000. Cuando pasé la última página pensé: “éste es de los libros que tiene una película dentro”. Y, efectivamente, la tuvo: en el año 2002 fue llevada, muy correctamente, al cine, bajo la dirección de Patricia Ferreira, y con los actores Roberto Enríquez e Ingrid Rubio dando vida a los dos protagonistas.

He vuelto a sumergirme ahora en otro de sus casos, con esta novela cronológicamente anterior, que obtuvo el Premio Ojo Crítico 1998, y que fue la primera protagonizada por la singular pareja de guardias civiles.

Las dos obras son novelas policíacas, de investigación y, en buena medida, siguen las pautas más clásicas y conocidas del género, aunque, como es lógico, siempre hay elementos diferenciadores en cada autor y en sus personajes.

Son muy amenas, con tramas que enganchan y que se siguen con interés. Obviamente, esto es válido para quienes gusten de este tipo de lectura, pero ha sido también válido para mí, que leo poca novela y que, en particular, no soy especialmente aficionado al género detectivesco.

Una buena historia y una buena prosa, ¿qué más se puede pedir? No son –ni pretenden ser- deslumbrantes obras maestras, pero creo que son magníficas novelas, más que dignas. Y ello se debe, sobre todo, a que el madrileño Lorenzo Silva domina el arte de la narrativa, del retrato de personajes, de la construcción del relato, de los diálogos... Domina, en suma, el oficio de contar historias bien. Nada menos.

2 comentarios:

kur dijo...

Hola Carlos, soy kur del foro de lorenzo silva. Ya no me acuerdo cual de las dos novelas me leí primero, pero una de ellas si se que fué el primer libro que me leí de lorenzo. Leyendo las primeras páginas me di cuenta que iba a volver a leer más libros de este autor.

Saludos

Anónimo dijo...

Hola Carlos, soy Dafne, también del foro de Lorenzo Silva. A mí me encantan los libros sobre Bevilacqua y Chamorro, aparte de los demás que ha escrito. Espero con ansiedad el próximo.
Un abrazo y pásate por el estanque.